Nuestro conocimiento se genera en un intercambio constante entre la realidad y los canales que nos conectan con ésta: la razón, el amor y La Intuicion.

La intuicion es un tema poco abordado hoy en día y muy importante en la historia del conocimiento, ha sido largamente debatido desde varias perspectivas, entre ellas, la filosofía y el psicoanálisis, por eso se fue ampliado el concepto, complejizandose. Platón lo aborda, después lo retomaron los empiristas, Descartes y Kant. Las ciencias encasillaron su utilidad a nivel de “capacidad cognitiva” y finalmente el psicoanálisis vino a reubicarlo con más precisión debido a sus descubrimientos sobre el inconsciente, la sensibilidad y la inteligencia en imágenes. Hace casi un siglo el psicoanálisis confirmó nuevamente que la intuicion es lo más opuesto a la razón y que el conocimiento que se obtiene de ésta es adquirido a través de los sentidos. Es por el descubrimiento del inconsciente que hoy sabemos que allí radica la intuicion, también se planteó una nueva perspectiva (más científica) sobre su funcionamiento. La intuicion opera mediante procesos sensoriales primitivos, e imágenes visuales, es un convertidor de dicha información, que además constituye un canal privilegiado para alcanzar un saber interno, externo o espiritual.

La intuicion.

Apoyar nuestro criterio en la intuicion es útil porque guía y apoya nuestro entendimiento; esclarece; nos da un preámbulo antes de enjuiciar la realidad, da sentido a nuestra comprensión. Para apreciar nuestra intuicion hace falta detenernos a sentir antes de enjuiciar, quizá no siempre tenemos el tiempo de reflexionar. Su eficiencia aplica tanto a nivel diagnóstico como pronóstico. Decimos frecuentemente: tengo una corazonada, presiento que ocurre algo…, o nos duele el cuerpo antes de que nos llegue una mala noticia. La intuicion  se desliza sin lógica, como inercia que guía a soluciones en un pase mágico que escapa a la razón.

La palabra intuicion hunde sus raíces en intueri, que significa: tener la vista fija sobre algo, contemplar, ver. Su etimología siempre alude a la percepción visual ya que es por esta vía sensorial que el conocimiento adquirido a lo largo de nuestra vida se actualiza, dicha actualización favorece el desciframiento de necesidades propias y ajenas, como si camináramos entre “valores sobreentendidos”.

La intuicion de un líder será más aguda en tanto más perciba sus propias necesidades, este autoconocimiento se proyectará inevitablemente hacia el grupo de trabajo en forma de centro receptor de necesidades grupales.

Quienes hemos trabajado en selección de personal sabemos que todo el tiempo entrenamos nuestra intuicion tratando de embonar la fórmula:

Cuando un candidato ha localizado una empresa a la que quiere ingresar, no ha sido solo casualidad, una parte de este encuentro ha sido guiado por su intuicion. Por eso es tan importante para el entrevistador averiguar ¿cómo se enteró el candidato de la empresa? y ¿cómo la contactó?  Esta indagación que parecería simple, es de vital importancia porque nos habla sobre la intuicion del candidato. Preguntar ¿qué le atrajo de la empresa? ¿qué presupone o sabe del director, o de la organización? es averiguar sobre la intuicion.

¡Nuestros Servicios!

Outsourcing de Nomina

Administración de Nomina

Evaluación de Confianza

¡Artículos Relacionados!

Liderazgo y Confianza

Inteligencia ejecutiva nace 

Funciones ejecutivas y verificación de errores