inteligencia emocional

 

la inteligencia emocional dice que las palabras existen a partir de una imagen; las imágenes preexisten a las palabras. Una imagen interior dentro del espacio de la consciencia es un símbolo que aparece gracias a que algo se ha ordenado en nuestra experiencia de los sentidos, también se le llama fantasía, imágenes diurnas (soñar despiertos)   y   representan   una    vivencia   encriptada.    Por   eso   las  imágenes   son  tan   ricas  en   contenido,

porque condensan conocimiento vivencial a descifrarse… Si aprendiéramos a conocer el significado de imágenes que imaginamos  durante el  día  y el de las que  soñamos,   se  enriquecería   mucho  nuestro  autoconocimiento.

Desde el nacimiento se producen imágenes, prueba de ello son las pesadillas desde los primeros meses de vida, los sueños angustiantes al no tener palabras asociadas que les den lógica, nos asustan.  Las imágenes son todo un lenguaje, un tipo de pensamiento que no es verbal, son base de la creatividad pero no por ello condición para que ésta se desarrolle, se requiere integración y mecanismos específicos para lograrlo. Paradójicamente la vida escolar tiende a disminuir la creatividad al enfatizar la educación teórica. Afortunadamente la globalización ha contrarrestado un poco esta tendencia antipedagógica. Hoy en día nuestro  pensamiento en imágenes se ha visto “beneficiado” por la mercadotecnia, internet; la cantidad tan grande de mensajes subliminales que nos rodean son cautivantes a todas edades. Las imágenes están enriquecidas porque contienen sensaciones y emociones. Hasta aquí ya tenemos tres categorías de pensamiento a las que llamaré “3D”: imágenes, emociones y palabras; no es lo mismo “pensar”, que pensar en 3Dimensiones.

La habilidad creativa.

 Se constituye cuando las tres dimensiones coexisten de manera integrada -no es frecuente que esto ocurra-. Si la imagen coincide con la sensación y la emoción, y en un segundo paso con las palabras, la creatividad fluirá. A este pasaje de la imagen a palabra le llamaré decodificación y es uno de los mecanismos más importantes del pensamiento creativo. La creatividad nos permite formular soluciones con enfoques singulares, propios de nuestra subjetividad. Si se dan cuenta,  las  palabras  representan  aproximadamente  solo  un  tercio  de  una  nuestra comunicación.

Abarcar con palabras la complejidad de las imágenes implicaría haber logrado un desarrollo subjetivo importante. Una peculiaridad del lenguaje verbal es que está acotado por las leyes de la lógica que regulan la veracidad de lo dicho (principio de identidad, no contradicción y tercero excluido), sin orden no se entiende el mensaje, para que las palabras sean comprendidas deben estar condicionadas a principios y leyes. ¿Podríamos dimensionar ahora el reduccionismo al que se sujetan las imágenes cuando se traducen a palabras?

En la historia del desarrollo cerebral las imágenes son más antiguas que las palabras. La traducción de imagen a palabras es tan amplia como lo requiera la imagen, podríamos decir que pensar en 3D es como pensar en tres idiomas al mismo tiempo. Cuando visualizamos nuestras fantasías y junto con ellas el afecto que conllevan, realmente estamos comprendiendo mucho más que solo pensando, o sea, poniendo en palabras aquello que desciframos de nuestra singularidad. Pensar es un trabajo de síntesis en el que reconstruimos nuestras imágenes en términos lógicos.

¡Nuestros Servicios!


Evaluaciones de Confianza

Estudios Socio Económicos

Outsourcing de Nomina

Maquila de Nomina 

¡Artículos Relacionados!


Liderazgo y Confianza

Inteligencia ejecutiva nace

Intuicion en el liderazgo empresarial

___________________________________________________________________

* Psicoanalista / Neuropsicóloga.  ime1962@prodigy.net.mx /  www.neuropsicología-santafe.com